jueves, 24 de octubre de 2013

Buenos días

Hay que aceptar cada día como un regalo,como un don.

No te levantes demasiado tarde por las mañanas.

Mira al espejo , sonríete a ti mismo y deséate buenos días ¡.

Entonces ya te habrás acostumbrado y podrás decírselo también a los demás .

No empieces el día de hoy con los pedazos de ayer¡.

No hay comentarios:

Publicar un comentario